dimecres, 3 d’octubre de 2007

Caminos rurales

La población de Llucmaçanes es el centro de una zona rural, muy parcelada desde antiguo, cruzada por una densa red de caminos rurales que comunican con Maó, los demás pueblos de alrededor y las cuantiosas casas rurales del sector.

El camino principal de comunicación con Maó es el Camí de Baix, llamado antiguamente de s'Alqueria Cremada, que empieza detrás del colegio de la Salle y entra al pueblo de Llucmaçanes por la calle de sa Font. El camino está volteado de muchas casas de antiguas viñas y también de edificaciones residenciales más modernas. Viniendo desde Maó, pasando el predio de ses Alzines, encontramos la primera confluencia de caminos. Hacia poniente, un caminito estrecho, el Camí d'en Claudis, llega hasta el Camino de Na Ferranda -que trataremos luego-, y pasa por detrás de las casas de la Cudia Cremada, una obra de principios de siglo del arquitecto Femenias. En la misma confluencia, hacia levante, encontramos el denominado Camí Vell de Llucmaçanes, que actualmente acaba en la zona del club de tenis de Malbúger, si bien antiguamente conducía hacia Maó. Una derivación de este camino es el Camí de Darrere Malbúger Vell, un estrecho caminito recientemente limpiado de la espesa vegetación que lo obstruía. Este camino sigue hasta llegar a una placeta donde se encuentra con el Camí Negre, otra antigua vía - cortada por el proyecto de la nueva ronda- que, hacia el norte, nos lleva hasta a la urbanización de Jardins de Malbúger y, hacia el sur, acaba el camino de Malbúger, cerca del Aeroclub.

Si llegamos hasta Llucmaçanes, vale la pena describir los caminos que, de forma radial, salen de la población. El Camí de Malbúger sale del final de la calle del mismo nombre y, después de muchas curvas, llega a los terrenos del Aeroclub, encuentra el Camino de Darrere Malbúger Vell y acaba en la carretera de Sant Lluís, cerca de su confluencia con el camino de Santa María. La parte final del camí de Malbúger se destruyó completamente a causa de las obras del antiguo aeródromo de Sant Lluís, pero su trazado aún se puede seguir.



Al final de la calle de sa Font, hacia Sant Lluís, encontramos otra bifurcación de caminos. El de la izquierda es el Camí Vell de Sant Lluís, sin asfaltar, que actualmente ve interrumpida su antigua conexión con el pueblo de Sant Lluís por la existencia de la pista del Aeroclub. El camino de la derecha de la bifurcación es el importante Camí de Biniparrell, poblado de muchas casas, que continua dentro del término municipal de Sant Lluís y llega hasta s'Ullastrar, después de pasar la frontera de términos, situada en el caminito denominado des Tort.

Detrás de la iglesia de Sant Gaietà -construida a principios de siglo XX- comienza otro vial rural, el llamado Camí de Biniati. Es un camino pera vianantes, muy interesante, que continua también dentro del término de Sant Lluís, hacia el sector de Biniati y Binissafúller. Tiene una derivación al principio, antes de llegar a Llucmaçanes Gran, que se conoce como el Camí de Tornaltí. Obstruido hasta no hace mucho por la vegetación, este caminito tira hacia poniente y llega actualmente hasta los terrenos del aeropuerto de Menorca, que ocupan las tierras de las antiguas fincas de Tornaltí. Antiguamente constituía una comunicación que llegaba hasta el pueblo de Sant Climent.

Pasemos ahora al Camí de na Ferranda - o de Dalt-, una transitada vía de comunicación, poblada con numerosas casas rurales, que comunica el pueblo de Llucmaçanes con la carretera de Sant Climent. Hacia su mitad, sale a su izquierda el Camí de Tornaltí d'en Vigo, que conduce también hacia la zona del aeropuerto a través de un trazado estrecho y tortuoso, reabierto de nuevo al tránsito de vianantes. Casi al final del camino de Na Ferranda, en el último cruce de caminos de esta complicada red viaria, encontramos la otra boca del Camí d'en Claudis, y su prolongación hacia el otro costado del camí de Na Ferranda, el Camí des Corb, que nos lleva hacia la zona de Curnia y la carretera de Sant Climent, después de pasar por las instalaciones del parque de bomberos.